try another color:
try another fontsize: 60% 70% 80% 90%
Estudio del psicoanálisis y psicología

Anna Freud: EL YO SE DEFIENDE A sí MISMO: PERFILES DE DOMINIO Y VULNERABILIDAD



Anna Freud. Extensión del alcance del psicoanálisis: la psicología del yo

EL YO SE DEFIENDE A SÍ MISMO: PERFILES DE DOMINIO Y VULNERABILIDAD

En la fase inicial de su desarrollo de una modificación del

método analítico para su aplicación en los niños, Anna Freud

buscaba una forma de abreviar la etapa diagnóstica del periodo

preparatorio. El primer paso en esa dirección llegó con su

investigación sobre las defensas del yo como indicadores de

cambio pulsionales. Aunque no es posible la observación directa

de las dinámicas pulsionales, la reacción del yo ante ellas

se hace evidente en el examen de las defensas del individuo.

En 1936 Anna Freud publicó su monografía clásica El yo

v los mecanismos de defensa. Este libro fue en buena medida

responsable de la legitimación de los intereses del psicoanálisis

en el funcionamiento del yo. Anna planteó la justificación

del interés en las defensas del yo:

Si conocemos la manera en que un determinado paciente

trata de defenderse en contra del surgimiento de sus impulsos

pul sionales,  es decir, cuál es la naturaleza de sus resistencias

habiituales del yo. Podemos hacernos una idea de su probable

actilLid hacia sus afectos poco gratos (A. Freud, 1936. p. 32).

Anna Freud empezó a sistematizar y ampliar toda la variedad

de escritos y declaraciones de Sigmund Freud sobre

el tema de las defensas del yo, las cuales iban de su noción

más temprana de la represión como maniobra fundamental

del yo ante la amenaza instintiva a su elaboración posterior

de las estrategias secundarias de defensa. Por primera vez

se sometieron a un escrutinio directo las maniobras de los

pacientes para ajustarse a sus necesidades sociales y biológicas

así como sus técnicas características de expresar reacciones

emocionales. Todas esas funciones del yo, muchas

de las cuales implican conductas observables, habían sido

ignoradas o desatendidas por los analistas a favor de lo que

suponía era el conocimiento más valioso a obtener mediante

el estudio de las pulsiones inconscientes. Las defensas se habían

considerado como simples obstáculos para una visión

clara del inconsciente.

Volver a "Anna Freud. Extensión del alcance del psicoanálisis: la psicología del yo"

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
CAPTCHA
Esta pregunta es para probar si usted es un visitante humano y para evitar el spam automatizado
Image CAPTCHA
Enter the characters shown in the image.