try another color:
try another fontsize: 60% 70% 80% 90%
Estudio del psicoanálisis y psicología

Orígenes del ESTRUCTURALISMO



ESTRUCTURALISMO

En los siglos XVII y XVIII la psicología pertenecía a la Filosofía, Sobre fines del siglo
XIX la psicología deja de ser fundamento filosófico y pretende ser ciencia. Por un lado se manifestaba la necesidad de ampliar el estudio de la naturaleza humana más allá del cuerpo, a su aspecto mental y conductual y por el otro la fuerte impronta del positivismo del siglo, obligaba a que estas nuevas áreas entraran en el marco científico de la época. Para hacerlo, debía responder al sujeto experimental, a la observación, a la apoyatura en lo biológico. De ahí que fue una consecuencia natural el desarrollo de una psicología experimental. La psicología experimental nace en Alemania y es llevada a USA por Titchener, donde es aceptada rapidamente por su carácter práctico y concreto muy de acuerdo al estilo norteamericano.
Dice Heibreder: ...” ...y que procesos mentales como la sensación y la percepción gozaban de buena reputación en los laboratorios fisiológicos, resulta eviente que la próxima etapa debía lógicamente consistir en extender el método científico a los procesos mentales, en tratarlos como sucesos naturales dentro de un mundo natural y en someterlos al tipo de investigación experimental que caracterizaba a otras disciplinas científicas.”
El fisiólogo alemán, Wilhelm Wundt es un precursor de la actual psicología científica. Wundt, que en 1879 fundó el primer laboratorio de psicología experimental en la ciudad alemana de Leipzig, formó a estudiantes del mundo entero en la nueva ciencia. La tarea del psicólogo era estudiar las experiencias concientes elementales, o sea tratar de analizarlas separadamente, de ahí que se denominara a esta corriente estructuralismo.
Esta escuela reconoció que la mente y el cuerpo eran independientes entre sí y sin interacción mutua pero que sus procesos funcionaban en forma paralela.
Los aportes más importantes del sistema han sido en primer lugar el fuerte ímpetu científico que dio a la psicología, ganando un espacio académico formal y claramente separada de la fisiología y la filosofía. En segundo lugar, definió las posibilidades del introspeccionismo como método y por último, proporcionó una fuerte motivación contra la cual se despertaron nuevos pensamientos, las fuerzas funcionalistas, conductistas y guestaltistas. Las escuelas más nuevas surgieron de la reformulación progresiva y el rechazo  de los postulados estructuralistas básicos.